Brindis con cava tras de la declaración

Las personas que han seguido el pleno ante las puertas del Parlament durante el recuento de la resolución de Junts pel Sí y la CUP, han estallado de alegría al conocer que se había alcanzado los 70 votos afirmativos en el recuento. Algunos de los presentes han llorado y otros han gritado: "independencia".

En la puerta de la Avenida Márquez Argentera del Parque de la Ciutadella han abierto botellas y han brindado con cava. Allí, el exconseller Francesc Homs ha hecho acto de presencia, ha sido ovacionado y aplaudido por la multitud y ha asegurado que "como es nuestro compromiso tenemos que hacer una República para todos". Homs, al ser preguntado sobre si le preocupa la posible detención del presidente Carles Puigdemont, ha dicho que "me preocupa todo lo que no sea respetar al Estado de Derecho y la democracia".

Las personas concentradas visiblemente emocionadas

Francesc Homs

Publicidad
Publicidad

25 Comentarios

Publicidad
#21 Angeles, barcelona, 30/10/2017 - 10:19

En serio se lo creen, pero si lo que ha habido, ha sido una votación cobarde en secreto y punto. anda que vuestro president ha tenido lo que hay que tener para salir al balcón y proclamarla como es debido. No ha pasado nada y la mayoría lo saben, por eso entre la multitud si os fijáis hay muchas caras largas.... jajajaja y encima el 155, jajajajaja

#20 tonino, BCN, 28/10/2017 - 09:29

Separatas os va a durar la alegría lo que dura un whisky on the rocks que diría Sabina, vuestra bestia negra.

#19 tonino, BCN, 28/10/2017 - 09:29

Separatas os va a durar la alegría lo que dura un whisky on the rocks que diría Sabina, vuestra bestia negra.

#18 Abundio vendió el coche para comprar gasolina, ., 28/10/2017 - 01:56

Del creador de

"Más tonto que Abundio, que vendió el coche para comprar gasolina"

llega

"Más lerdo que un estelado, que quiere dejar de ser España para no llegar a ser Kosovo"

#17 Culerdo, Basilea, 28/10/2017 - 00:40

Es una maravilla hacer felices por un ratito a los ancianos que ya no tienen nada que hacer mas que ir a manis y jugar al dominó, a estudiantes que su futuro es más negro que sus notas y sus neuronas y que si hablas con ellos te das cuenta de la incultura que tienen, de vergüenza. Pero bueno, más dura será la caída. Que Dios los pille confesados.