Publicidad
Sociedad · 30 de Junio de 2020. 17:58h.

Diez años sin hacer nada

El Govern se compromete a derribar el edificio Venus de la Mina tras el toque del TSJC

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ha dado la razón a los vecinos del edificio Venus, en el barrio de la Mina de Sant Adrià del Besòs y ha ordenado al Consorcio del barrio de la Mina a impulsar el proyecto de expropiación y realojo de los vecinos afectados tras una década de "patente inactividad" por parte de las administraciones. El TSJC considera que la pasividad de la administración con respecto a las demandas de los vecinos respecto a la tasación de sus viviendas y su realojamiento vulneró sus derechos.

El Tribunal ha dictaminado que el Consorcio, formado por la Generalitat, la Diputación, el Ayuntamiento de Sant Adrià y el Ayuntamiento de Barcelona está obligado a reactivar el proyecto. El TSJC reconoce que la "inactividad" del Consorcio durante una década ha impedido ejecutar el plan después de que los vecinos presentaran alegaciones disconformes con la tasación de sus pisos.

El Consorcio, ante la negativa de los residentes a abonar entre 30.000 y 40.000 euros para acceder a una nueva vivienda, optó por desestimar todas las alegaciones y se paralizaron todos los trámites.

La portavoz del Govern, Meritxell Budó, preguntada este martes por e-notícies sobre el papel de la Generalitat como miembro del Consorcio en la sentencia, se ha limitado a apuntar que "sobre el edificio Venus hay una orden de derribo y, como no puede ser de otra manera, se ejecutará".

Publicidad
Publicidad

0 Comentarios

Publicidad