Publicidad
Sociedad · 6 de Julio de 2012. 16:01h.

La granizada destroza las cosechas en Lleida

68.000 hectáreas han quedado afectadas por la tormenta

La granizada destroza las cosechas en Lleida

Imagen de las piedras

La tormenta de agua, viento y granizo que se registró durante la tarde de este jueves en Lleida ha provocado numerosos destrozos en poblaciones de las comarcas de Pla d'Urgell y Segrià y ha causado importantes daños en las cosechas.

Entre las 19.00 y las 20.00 horas de ayer, en la comarca del Pla d'Urgell cayó una gran granizada-con piedras del tamaño de una nuez aproximadamente-, acompañada de fuertes vientos. La capital de la comarca, Mollerussa, fue una de las poblaciones más afectadas por el temporal, ya que, según informa el consistorio, la tormenta provocó daños en edificios, rompió vidrios, inundó bajos de inmuebles, plazas y calles, derrumbó árboles, levantar tejados, dañó coches y además negó de agua de los cultivos de la zona.

El director general de Alimentación, Calidad e Industrias Agroalimentarias, Domènec Vila, tras lamentar los efectos de la tormenta en la agricultura, ganadería y en la industria agroalimentaria, ha querido expresar la máxima solidaridad del Departamento y el máximo apoyo a los afectados.

Vila ha explicado, en una primera valoración de los daños, que la tormenta afectó una superficie total de unas 68.000 hectáreas, 25.000 de las cuales correspondientes a cultivos agrícolas, principalmente de fruta dulce como pera, manzana, melocotón, nectarina y paraguayo, así como maíz, trigo blando, alfalfa, cebada, y almendra, entre otros muy diversos.

En este punto, el director general remarcó que el tamaño considerable de la piedra caída en algunas zonas, y la afectación sobre el que se está cosechando ahora pero también de cara a próximas cosechas, además de que en muchos casos se trata de plantaciones jóvenes, algunas de las cuales se tendrán que acabar arrancando y replantar de ella.

La primera estimación facilitada por Vila señala que la tormenta afectó básicamente unas 1.500 hectáreas de 5 municipios de Les Garrigues, 26.000 de once municipios de la Noguera, 13.000 de 16 municipios del Pla d'Urgell, 21.000 hectáreas de 22 municipios del Segrià, y 6.500 de seis municipios del Urgell.

Todo ello supondrá, como ha reflejado el director general, "un importante descenso de la producción comercializable", y ha mostrado "la preocupación del Departamento no sólo por la afectación a los cultivos, sino también por la repercusión a la hora de poder abastecer los mercados, y el hecho de que se verá reducida la actividad de las centrales hortofrutícolas, con los consiguientes perjuicios económicos para todos los agentes de la cadena agroalimentaria, desde la producción a la comercialización ".

Vila también ha expresado preocupación por los "efectos que los daños de la tormenta tendrán no sólo en esta campaña sino sobre la campaña que viene, y los que repercutirán también en otras actividades agroganaderas de la zona afectada como almacenes, cobertizos, naves, y otros equipamientos complementarios a la actividad propiamente agraria ".

Por cultivos, los datos de la primera estimación apuntan daños en 2.579 hectáreas de manzano, 2604 de peral, 1233 de nectarina, 7.831,2 de maíz, 6.724 de trigo blando, 1.200 de, 2022 de almendro, 1.229 de melocotoneros, entre otros cultivos varios desde albaricoquero, a cerezo, pasando por ciruelos, nogales, pistachos, membrillo, kiwi, caqui o higuera.

Publicidad
Publicidad

3 Comentarios

Publicidad
#4 tas, la meca, 09/07/2012 - 16:30

Que graciosets aquests dos, aprofitant per fer mofa de les desgràcies alienes... foteu pena.

#2 jan, B, 06/07/2012 - 22:10

La culpa la tiene España. Si Cataluña fuera independiente dominaríamos le clima.

#1 Walzer, BCN, 06/07/2012 - 17:57

La culpa la té Madrid! Si fossim independents, plouria café!