Sociedad · 13 de Marzo de 2013. 15:05h.

La quiebra de Orizonia deja a una escuela sin viaje de fin de curso

Los padres pierden más de 15.000 euros y organizan un maratón para recaudar fondos

La quiebra de Orizonia deja a una escuela sin viaje de fin de curso

Imagen de los padres con los recibos

"Teníamos muchísima ilusión, para la mayoría era la primera vez que salían del país, ahora los niños están desconsolados". Así lo explica Ana María Daniel, madre de uno de los 46 chicos y chicas de segundo de bachillerato del colegio Goar de Viladecans que se han quedado sin viaje de fin de curso a Londres. La broma también les ha costado 15.480 euros que no saben si nunca podrán recuperar.

La escuela había contratado un paquete de vuelo y hotel con la agencia local de Vibo, una de las subsidiarias del grupo Orizonia. "Pero en febrero nos avisaron que habíamos perdido el viaje y nos aconsejaron que nos buscáramos la vida por nuestra cuenta", recuerda el jefe de Estudios de Secundaria, José Pérez. Orizonia había entrado en suspensión de pagos, y todas las operaciones quedaban paradas. "Me quedé de piedra, habían cogido el dinero pero no habían emitido ni los billetes ni la reserva de hotel", dice Pérez, que señala que "muchas de las familias tienen uno o dos miembros en el paro, y pagar 360 euros por alumno ya fue un esfuerzo enorme ".

Pero la escuela no se ha quedado de brazos cruzados. Después de intentar hablar con lo que queda de Orizonia y con Barceló Viajes, nuevos inquilinos de la oficina de Viladecans, la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) ha decidido que habrá viaje "sí o sí" . Así lo asegura su representante, Iolanda Hernández. "Tenemos el apoyo del Ayuntamiento y 13 asociaciones y estamos decididos a recaudar fondos para llevar los chicos donde podamos".

Este sábado 16 de marzo la escuela ya acogerá un concierto de rock, pero la gran cita será el 13 de abril, en el que el AMPA y la dirección de la escuela preparan una "maratón" de actos y fiesta. Iolanda Hernández invita "todos", para pasar "un buen rato y recuperar la ilusión".

Viajes Barceló anunció en diciembre que compraba Orizonia, aunque al cabo de una semana se hizo público que era el grupo Globalia quien se haría cargo de la empresa turística en dificultades. La operación, sin embargo, todavía está pendiente de la Comisión Nacional de la Competencia, lo que ha provocado la entrada de Orizonia en suspensión de pagos desde el pasado 15 de febrero.

Mientras tanto, Viajes Barceló ha aprovechado para hacerse con antiguas oficinas de ventas de Vibo-Orizonia y contratar a algunos de los trabajadores que se quedaron colgados. Esto ha creado una ficción de continuidad, pero sin asumir los compromisos anteriores. Este es el caso de la agencia de la Rambla de Viladecans, que desde hace una semana ya pertenece a Barceló y no se ha querido hacer cargo de casos como los de la escuela Goar.

El director de la agencia, Raimon Roca, lleva más de diez años y ya había trabajado en la extinta Viajes Iberia. Roca explica que "yo pedí la baja voluntaria de Orizonia y me he incorporado al grupo Barceló, pero no hay ninguna relación directa entre las dos empresas".

La agencia cerrada

Publicidad
Publicidad

4 Comentarios

Publicidad
#3 antonio, Viladecans, 14/03/2013 - 11:09

A mi me parece mas grave aun que Barcelo se quiera quedar con la oficina de Viladecans sin pagar un duro. Ya esta bien , en este pais pais funciona el " Todo vale ". Creo que lo tendriamos que impedir logrando que nadie fuera a comprar a Barcelo de Viladecans.

#2 Pere, BCN, 14/03/2013 - 08:02

No podran anar de viatge a final de curs. Això es molt greu, els nens i nenes seran estúpids remats per vida.
Es una llàstima que no puguin anar de viatge, pero amb el que han pagat només els més privilegiats poden pagar. Els que no poden pagar son els que hauríem de consolar i ajudar

#2.1 anonimo, viladecans, 14/03/2013 - 20:07

nuestro trabajo nos ha costado pagar el viaje

#1 Iolanda Hernández, Viladecans, 13/03/2013 - 22:52

Novament, gracies pel postre suport!