Publicidad
Política · 17 de Noviembre de 2019. 19:37h.

Puigdemont sabía que la DUI acabaría en desastre

"Si hacemos la Declaración de Independencia, el escenario resultante será devastador"

Puigdemont sabía que la DUI acabaría en desastre

Puigdemont, el día de la DUI

El periodista Ernesto Ekaizer, habitual colaborador de TV3 y Rac1, ha reconstruido en su libro “Cataluña año cero” (Espasa) aquella noche en el Palau de la Generalitat en la que el entonces presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, tomó la decisión de ir a elecciones aunque al día siguiente -por la presión de la calle y de las redes sociales- se desdijo.

El País publicaba este domingo un avance editorial con las conversaciones que hubo aquella noche, incluso de madrugada, en Palau entre los miembros del Govern y otros personajes que formaban el denominado ‘estado mayor’ del proceso.

Puigdemont reconoce, siempre según la obra, que “es necesario preguntarse si, honestamente, tenemos a punto lo básico para hacer efectiva la DUI, considerando que vivimos en una sociedad moderna que goza de un relativo confort. Creo que no tenemos a punto lo básico. La sensación de que desde la cárcel se puede hacer política es una sensación y nada más; no es posible, no pasará”.

“Mi opinión -les dice entonces- es que lo más conveniente en estos momentos es convocar elecciones”. La afirmación -en Cataluña la convocatoria de elecciones es competencia exclusiva del pesident- provoca disparidad de opiniones. El vicepresidente Oriol Junqueras, se opone. “Hemos hecho -afirma- todo lo que podíamos para hacer efectivo el mandato del 1 de octubre. Hemos hecho cosas muy difíciles y ahora no podemos echarnos atrás”.

Clara Ponsatí, por su parte, dice que “no puedo aconsejarte nada, president. Yo habría declarado la independencia”. Dolors Bassa, una de las condenadas por el Supremo, anuncia que “no estoy a favor de convocar elecciones”.
Lluís Puig (Cultura) -ahora en Bélgica- y Santi Vila (Empresa) sí que están por avanzar la convocatoria electoral mientas que Jordi Turull (Presidencia) afirma que “no apoyo la convocatoria de elecciones, pero respaldaré lo que decida el president hasta el final” y Meritxell Borràs (Gobernación) considera que “nuestras decisiones no pueden provocar que todo quede arrasado, president. Apoyo las elecciones”. (…)”

El editor Oriol Soler, uno de los fundadores del diario Ara, expone que “si proclamamos la Declaración de Independencia, no tenemos dinero ni capacidad operativa para nada. Tenemos que reconocer que no estamos preparados para asumir el relato de que no teníamos nada a punto”.

Pero luego interviene la secretaria general de ERC, Marta Rovira: “Tengo que deciros la verdad tal como lo siento. Y es que estoy muy incómoda con el formato de la reunión, porque hemos esperado dos horas, aquí hay demasiada gente, porque la desconfianza va en aumento, hay filtraciones, siento una gran decepción”.

“Mi gente me pide explicaciones. Nada de lo que hagamos detendrá el 155. Así que de ninguna manera elecciones, porque estaremos indefensos. Si convocamos elecciones, seguiremos siendo un asunto interno de España”, insiste.
“Hay que aguantar -reitera-. Tenemos que ir a la Declaración de Independencia y aguantar, incluso si se produce violencia. Ernesto Ekaizer explica que, llegado este punto, “la secretaria general de ERC se pone de pie, grita y no reprime el llanto, mientras bebe agua mineral de la botella sin parar”.

También recoge el testimonio del cantante Lluís Llach, que estaba igualmente en la reunión: “Os creí y a mucha gente le he dado mi palabra. Soy cantante, no político. Le hemos mentido a la gente de la calle. Tengo dos convicciones. La primera es que las elecciones son el peor escenario para ellos y para nosotros. La segunda es que esta gente viene para quedarse. No evitaremos el 155. Nosotros siempre hemos sido la parte débil y por eso rendirnos no es aceptable”.

En su opinión, “las elecciones desmontan el ecosistema actual, frustran el catalanismo de los próximos veinte años, hacen que mejoren los resultados de Podemos y generan un desastre electoral para ERC y PDeCAT. President, no te rindas y resiste. Ir a elecciones no es aceptable. El precio de no intentarlo -la Declaración de Independencia- es impagable”.

Puigdemont interviene entonces una última vez: “Dejemos de fabular. ¿Cómo queremos que acabe todo esto? Con un referéndum negociado. España nunca negociará y la gente se cansa de recibir bofetadas. Tengo el convencimiento de que, si hacemos la Declaración de Independencia, el escenario resultante será devastador. En cambio, con unas elecciones autonómicas podremos manejar mejor las cosas”.

“Expliquemos la verdad. Podríamos proclamar la independencia si sumásemos cuatro millones de personas. Treinta años de cárcel no servirán de nada. El 1-O es un juego de niños ante lo que está preparando el Estado. La derrota es segura. No me veo haciendo ahora los decretos para desplegar la Declaración de Independencia. (…)”, prosigue.

Publicidad
Publicidad

11 Comentarios

Publicidad
#11 Sharp, Tarragona, 18/11/2019 - 18:45

Si existiera un soporte grabado de ñas conversaciones, sería el fin del "proceso". Si existiese este soporte grabado de las conversaciones se podía enviar a belgica, para que se den cuenta del tipo de "payasos" que eran.

#10 From lost to the river, Chez Titole, 18/11/2019 - 13:24

La traducció patillero-literal del famós refrany castellà (de perdidos al rio) és del tot aplicable a les decisions que un cop rera altre prenen aquesta colla de sapastres incompetents i eixalabrats impresentables. Té collons que veient que no podía sortir be, tirèssin pel dret per "no quedar malament". Desgraciats!

#9 no soy nadie, barcelona, 18/11/2019 - 09:38

tranquils nois, no pasa RES. Segur que MADRIT ens soluciona la papeleta com sempre.

#8 Coque, El centro de Tabarnia, 18/11/2019 - 09:13

Si sabia que acabaría en desastre, lo hace más culpable si cabe, no es ningún eximente

#7 Andreu, Mataro, 18/11/2019 - 00:03

La pallassada ha acabat en tragèdia. Capullos!