Publicidad

Las incautaciones de marihuana en Tarragona crecen un 100% en un año

Todos fumados

Desde el año 2014, la producción de marihuana en la demarcación de Tarragona no ha hecho más que crecer, tocando techo este pasado 2019, con un incremento de las incautaciones de casi el 100% respecto al 2018. Son datos que ha ofrecido hoy la Guardia Civil sobre las actuaciones realizadas en esta materia el último año.

Las cifras son elocuentes. El 2019, el cuerpo de la Guardia Civil se ha incautado en Tarragona 17.438 plantas de marihuana y 100,2 kilos de cannabis listo para ser vendido. También se han detenido a 55 personas por estos delitos. El Baix Penedès, con 9.250 plantas de marihuana incautadas, lidera el conjunto de la provincia.

Desde la Guardia Civil explican estas cifras por la acumulación en el territorio de urbanizaciones con poca densidad de población y muchas viviendas de segunda residencia. Una descripción que casa perfectamente con el perfil urbanístico que tiene el Baix Penedès.

Los productores buscan viviendas aisladas para llevar a cabo su actividad sin levantar suspicacias, sea alquilando las casas o ocupándose las ilegalmente. Allí establecen los cultivos de marihuana, compartimentando las viviendas de manera que puedan tener una "producción rotacional" durante todo el año.

Ramon Ferré, alcalde de una de las poblaciones donde se han hecho más actuaciones de este tipo, Calafell, admitía hace un tiempo que las urbanizaciones se habían convertido en el lugar ideal para cultivar marihuana. El pasado octubre, el Ayuntamiento de Calafell comenzó a cortar el agua a viviendas ocupadas que generaban conflictos vecinales. Desde el consistorio creían que así se podría atacar también la producción de cannabis.

El crecimiento de la producción no es sólo cuantitativo sino, según la Guardia Civil, también cualitativo. Los productores utilizan elementos y conocimientos cada vez más sofisticados. Del mismo modo, en el 100% de las actuaciones realizadas había una conexión fraudulenta a la red de suministro eléctrico. Curiosamente, este es uno de los elementos que pueden ayudar a detectar estos casos, junto con la colaboración vecinal.

Publicidad
Publicidad

5 Comentarios

Publicidad
#5 Nombre de César tengo, El Prat de Llobregat, 05/02/2020 - 08:17

explotación sexual.
Se de lo que hablo, por donde viví de joven.

#4 Nombre de César tengo, El Prat de Llobregat, 05/02/2020 - 08:17

se basa en conseguir la droga y pensar poco.
Si algún día se desenganchan el mal está hecho, porque serán maleables al cien por cien y según estudios no sé si contrastados eso puede acarrearles problemas mentales.
Tanto la marihuana como el resto de drogas unido a la baja cualificación, caldo de cultivo para aumentar ingresos de las mafias, ví

#3 Nombre de César tengo, El Prat de Llobregat, 05/02/2020 - 08:16

Mientras plantan las plantas, les dan mimos, las cuidan, hacen que crezcan y la obtienen lista para comercializar no se pueden ocupar de otras cosas.
Unido luego a todos los usuarios y usuarias, que necesitan su ración, poco a poco les va matando las neuronas. Y los que buscan nuevas y más fuertes emociones, se van enganchando más a una vida que

#2 Lo Jaumet Torracollons, Xerta, 04/02/2020 - 15:31

Açò no és pas vrittaaaaaaaaaat...lucy in the skyyyy wihth diamonds...pau i amoooor...

#1 Pere, TGN, 04/02/2020 - 09:26

Tarragona is different...